Uso y cuidado de tus lentes de contacto

Usar sus lentes de contacto:

Si usted usa lentes de contacto debe cambiar o reemplazar sus lentillas tan a menudo como su oculista u óptico le ha aconsejado, incluso si usted no las usa todos los días.

Por ejemplo, si usa un día lentes desechables, debe asegurarse de tirarlas después de haberlas usado , incluso a que usted piense que pueden aguantar mas tiempo.

Si usted usa las lentes de contacto  de mas duración o incluso lentillas  que puede dormir con ellas, debe tomar ciertas precauciones ya que le puede producir irritación o incluso infecciones.

¿Cuando manipulo mis lentes  de contacto que debo hacer?

 Antes de tocar sus lentes, ya sea para ponerlas o quitárselas, usted debe lavarse las manos con un jabón suave, idealmente fragancia y sin aceite.  Debe asegurarse de secarse bien las manos con una toalla libre de pelusa para evitar que cualquier residuo pequeño que le pueda causar cualquier perjuicio a sus ojos.

Cómo poner y quitar  mis  lentes de contacto:

 Lávese las manos como se aconsejó arriba. Trate de empezar con el mismo ojo cada vez que se ponga  o retire sus lentillas, esto debería minimizar el riesgo de que usted ponga la  lente de contacto equivocada en el ojo equivocado. Coja  la lentilla  del paquete o estuche  y situelea sobre la palma de su mano usando el dedo. Si le han aconsejado que enjuague sus lentillas  con alguna solución salina recomendada  por su oculista u óptico , hágalo ahora, luego coloque la lentilla en la punta de su dedo índice. Mientras tira del  parpado inferior hacia abajo, con la misma mano en la que está la lentilla y usando la otra mano para sostener el parpado superior, a continuación coloque  suavemente la lente en la superficie del ojo y deslícela con mucho cuidado, parpadee varias veces para que se coloque en una posición ideal.

Cuando se trata de quitarse sus  lentillas blandas, debe mantener y tirar del parpado inferior  y mirar hacia el lado o hacia arriba, luego mueva con cuidado el objetivo a la parte blanca del ojo.

A continuación, use el dedo pulgar e índice para pellizcar la lentilla  y retirarla  del ojo. Si usa lentes de contacto permeables al gas, debe quitarlos abriendo los ojos y retirar  la piel que está cerca de la esquina del ojo más cercana a la oreja, luego doblar la palma de su mano y realizar  un parpadeo, la lente debe salir y aterrizar en la palma de su mano.

Recuerde que en su óptica u oftalmólogo  deben enseñarle  cómo se manipulan y como  ponen y quitan sus   lentes de contacto, una que le enseñen usted debe practicar con ellos realizando las acciones señaladas en varias ocasiones hasta que logre realizarlo de manera correcta.

Cómo limpiar y guardar sus lentes de contacto:

Hay muchas maneras en las que puedes limpiar sus lentillas. Recuerde siempre seguir los consejos de su oculista u  óptico y nunca reutilice las lentillas  desechables o de uso diarios. Usted debe tener una solución multinacional que le permite limpiar, enjuagar, desinfectar sus lentillas al igual que un recipiente adecuado para  almacenarlas de forma correcta. También puede obtener soluciones separadas para la limpieza y el enjuague. Otra opción es la solución de peróxido de hidrógeno, deje sus lentes de contacto  sumergidas en la solución, pero nunca debes usar esta solución para enjuagar tus lentillas.

Usted también debe limpiar el recipiente que utilice para guardar sus  lentes con una solución desinfectante cada noche y secar cuidadosamente, este recipiente se aconseja que sea cambiado o reemplazado por uno nuevo cada 3 meses.

Nunca use agua para enjuagar o limpiar sus lentes de contacto. El agua contiene muchos microbios que pueden causar infecciones graves en los ojos.

Si usted está pensando en comenzar a utilizar lentes de contacto o está teniendo un problema con las  actuales debe visitar siempre su óptica u oftalmólogo para pedir consejo. Nunca compre lentes de contacto  si primero no visitado a un especialista que le aconseje como debe proceder,

Un correcto cuidado visual  hará que sus ojos siempre estén protegidos y bien cuidados.

Deja un comentario